El derecho a la igualdad es un derecho declarado universal por Las Naciones Unidas, en donde se considera que “Todos los seres humanos nacen libres e iguales en dignidad y derechos y, dotados como están de razón y conciencia, deben comportarse fraternalmente los unos con los otros.”

De esta forma la Constitución de Colombia de 1991 en su art 13 consagra el mismo, con el fin de que sus ciudadanos sean considerados iguales ante lay, sin exclusión de raza, religión, cultura, costumbres,  sexo, o creencias.

Publicidad

A  continuación encontraras el texto original del artículo 13 tomado de la constitución política de  Colombia de 1991 y posteriormente una breve explicación, como también un ejemplo  claro  donde se evidencia la aplicación de este artículo.

Artículo 13. Todas las personas nacen libres e iguales ante la ley, recibirán la misma protección y trato de las autoridades y gozarán de los mismos derechos, libertades y oportunidades sin ninguna discriminación por razones de sexo, raza, origen nacional o familiar, lengua, religión, opinión política o filosófica. El Estado promoverá las condiciones para que la igualdad sea real y efectiva y adoptará medidas en favor de grupos discriminados o marginados. El Estado protegerá especialmente a aquellas personas que por su condición económica, física o mental, se encuentren en circunstancia de debilidad manifiesta y sancionará los abusos o maltratos que contra ellas se cometan. 

Explicación

Colombia hace referencia a la igualdad como un derecho fundamental, con el cual se brinda las garantías necesarias para que en este territorio se respete la igualdad de condiciones en términos sociales, económicos y políticos a cada uno de los ciudadanos que conforman el Estado colombiano.

La Constitución promueve el derecho a la igualdad desde el momento en que la persona nace, en torno a una mejor calidad de vida de los colombianos, siendo este el derecho universal que hace que la dignidad de las personas se generalice por sobre todas las cosas, sin excepciones en términos de cultura, raza, costumbres, sexo o creencias propias de cada grupo social.

De esta manera, las leyes en Colombia garantizan un tratamiento igualitario, en lo concerniente al respeto de los derechos fundamentales plasmados en la Carta Magna del país, donde se expresa básicamente que el derecho a la vida, la paz, la libertad, la intimidad, la integridad personal, la personalidad jurídica, la libertad del desarrollo de la personalidad, la libertad de conciencia, libertad de cultos, libertad de expresión, el derecho a la honra, el derecho de petición, el derecho al trabajo, la libertad e escogencia de profesión y/o ocupación, el derecho al debido proceso, el derecho de participación, en fin todo lo Consagrado en la Constitución Política de 1991 es un derecho universal para los ciudadanos colombianos, los cuales deberán respetarse a todos y cada uno, sin excepción, de manera tal, que el pueblo goce de  un orden político, económico y social justo en virtud de su felicidad en torno a la plenitud y progreso del país.

Ejemplo

Un ejemplo claro del derecho a la igualdad se ve reflejado en el tratamiento a aquellas personas recluidas en las cárceles de Colombia, quienes por distintos motivos bajo un proceso judicial han recibido su  pena y/o castigo con privacidad de su libertad y que sin excepción son tratados de manera igualitaria sin importar su origen, raza, sexo, posición económica o política.