Saltar al contenido
Tierra Colombiana

Por qué en Colombia no hay estaciones

Las estaciones del año, invierno, verano, otoño y primavera, condiciones climáticas que varían dependiendo de un periodo en medio de los 365 días que conforman un año, son cambios a los cuales no hace relación en su totalidad países como Colombia, territorio que debido a su ubicación geográfica y en específico a su proximidad con la línea ecuatorial no le desarrolla como si lo hacen muchos de los países de Europa, Asia, algunos de África, sin exclusión de algunos de América que como el caso de Argentina, Chile, Uruguay, Estados Unidos y Panamá le viven en periodos de duración de aproximadamente 3 meses cada una.

La proximidad que frente al Ecuador (línea ecuatorial) poseen los territorios de Colombia y otros países tropicales como Ecuador, Venezuela, Perú, Panamá, Nicaragua, Guatemala, Brasil, Bolivia, México, los demás que conforman el continente centroamericano, y la mayoría de países del África es la razón que no les permite vivenciar dichas variaciones del clima y por ende el desarrollo de los ecosistemas a los que las estaciones del otoño y la primavera corresponden específicamente.

Si bien, dicha ubicación geográfica hace que los rayos del sol lleguen perpendicularmente  casi en todo momento, hecho que no permite un cambio por épocas específicas, sino más bien unas ciertas precipitaciones que logran formar calor o frio según la hora del día. Manteniendo de forma similar durante todo el año un solo clima, con variaciones que por factores exógenos a la naturaleza han ido cambiando rotundamente el clima de estos países a los cuales no obedece un periodo de duración especifica de invierno y verano respectivamente.

Lo anterior denota un único cambio climático que realmente varía según la estación y es la cantidad anual de precipitaciones que se producen en el país, siendo posible de esta forma en países como Colombia observar fenómenos naturales meteorológicos como lluvia, llovizna, nieve, aguanieve y granizo durante diferentes épocas, de las cuales no se tiene certeza absoluta de su aparición, aunque si se conoce de  un tiempo de sequía y otro de invierno predominante lo cual permite entre otras cosas los sembrados y cultivos.

Que son las estaciones climáticas

Al hablar de estaciones climáticas se hace énfasis en los cambios y o condiciones del clima durante el año, cambios de los cuales comúnmente se relacionan a 4 periodos del año, en los cuales por una duración de 3 meses aproximadamente se desarrolla un cambio climático que se mantiene durante ese tiempo y que científicamente se denominan primavera, verano, otoño e invierno.

Dichas estaciones y el cambio al que hacen relación obedece específicamente a la inclinación del eje terrestre y al movimiento de traslación que realiza la Tierra alrededor del Sol, razón que indica la incidencia de los rayos del sol y su intensidad sobre las diferentes regiones del planeta.

Un ejemplo con el cual se pude entender mejor este movimiento y sus resultados climáticos seria el siguiente: en la zona adyacente a la línea ecuatorial  los rayos solares recaen de forma perpendicular por lo cual se logra sentir un calor más intenso, mientras que en los lugares donde los rayos solares caen inclinadamente como en el caso de los polos  suelen ser más fríos.

Primavera

Es la estación climática que se desarrolla entre el invierno y el verano en un tiempo determinado que por lo general inicia entre el 20 y 21 de marzo en el hemisferio norte, y entre el 22 y 24 de septiembre en el hemisferio sur.

Corresponde al tiempo en el cual los días suelen tornarse más largos que las noches con climas más cálidos que los de la estación de invierno. Es característico por el renacimiento de las plantas y sus flores además de las crías de muchas de las especies animales que habitan en lugares donde se puede vivenciar dicho estado del clima.

Verano

Inicia entre los días 21 y 22 de junio en el hemisferio norte, y en el hemisferio sur entre el 21 y 22 de diciembre. El clima refiere a uno más cálido que los demás inicia entre los días 21 y 22 de junio en el hemisferio norte, y en el hemisferio sur entre el 21 y 22 de diciembre y se caracteriza por las altas temperaturas que durante su tiempo de duración se desarrollan durante el día, donde sus días son más largos que las noches respectivamente.

Es una época del año en la cual el turismo se activa aún más por las facilidades que el tiempo atañe a las vacaciones y el desarrollo delas diferentes actividades recreacionales en torno a playas, y demás lugares turísticos donde la exploración y el descanso se hace aún más latente en el ser humano.

Otoño

El otoño es de las estaciones que se logran vivenciar adicionalmente en zonas intertropicales, se encuentra comprendida entre el verano y el invierno, iniciando en el hemisferio norte entre el 23 y 24 de septiembre, y en el hemisferio sur inicia entre el 20 y 21 de marzo.

Entres su características principales encontramos el descenso de las temperaturas,  los días más frescos, un poco lluviosos y con mucho viento, siendo un fenómeno natural que aparece durante estos días del año, el cambio de color de las hojas de los árboles y la caída de las mismas a la vez.

Invierno

El invierno inicia en el hemisferio norte entre los días 21 y 22 de diciembre, y en el hemisferio sur comienza a  partir del 21 y 22 de junio y se caracteriza principalmente por tener a diferencia de las demás estaciones los días más cortos que las noches. Es aquí donde las temperaturas logran descender significativamente desembocando en muchos de los casos en nevadas.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *